AZUL

15/04/2019

Comentarios: 0

Nuestros comportamientos y actitudes influyen en nuestro entorno y en el de los demás. Proyectar nuestros prejuicios personales y sociales, conscientes e inconscientes, en las nuevas generaciones condiciona su construcción social de la realidad.

La sociedad actual se ha conformado a partir de la transmisión y transformación de unas determinadas creencias, roles y valores. Asociar colores, juguetes, profesiones o capacidades a un género específico nos impide avanzar en el camino hacia una igualdad real entre mujeres y hombres.

Otros puntos de vista

DEJA UN COMENTARIO

Los comentarios se moderan antes de su publicación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Connect with Facebook