Avancem cap a la igualtat

11/04/2019

Comentarios: 0

Ebrima sufrió el peligro d´un matrimonio forzado. Su padre la quería obligar a viajar a su país de origen para no volver más. Ella no quería dejar de estudiar y se rebeló contra esta situación, pidiendo protección a los servicios sociales. Ahora, trabaja de diseñadora y participa activamente en una asociación de mujeres haciendo de referente a otras chicas que pueden estar afectadas por el mismo conflicto. Esta historia representa todos los casos similares que tienen lugar hoy en día.

Otros puntos de vista

DEJA UN COMENTARIO

Los comentarios se moderan antes de su publicación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Connect with Facebook